La Universidad de Oxford publicó una investigación donde señalan que una tercera dosis de la vacuna de AstraZeneca contra la covid-19 puede ser un refuerzo efectivo, para controlar y reducir el riesgo de contagio.

De acuerdo con su análisis, suministrar una tercera dosis, seis meses después de la segunda aumenta considerablemente los anticuerpos y la capacidad del organismo para luchar contra el virus, incluidas las variantes.

De acuerdo a los investigadores, las dos dosis de AstraZeneca aportan una buena protección para evitar las hospitalizaciones por covid o la muerte, tanto de la variante alfa (antes británica) o delta (detectada en la India), por lo que una tercera dosis elevaría más la eficacia de la vacuna.

Andrew Pollard, director del Grupo de Vacunas de Oxford, Andrew Pollard, precisó que todavía se desconoce si la población necesitaría un refuerzo, pero en caso de hacerlo, esta vacuna puede ser efectiva.

Share.