«Estos son tiempos oscuros para nuestra Nación, cuando mi bella casa, Mar-a-Lago en Palm Beach, Florida, está actualmente bajo sitio, allanada y ocupada por un gran grupo de agentes del FBI. Nada como esto ha ocurrido nunca antes a un presidente de Estados Unidos», dijo Trump en un comunicado.

«Después de trabajar y cooperar con las agencias gubernamentales pertinentes, esta incursión no anunciada en mi casa no era necesaria ni apropiada», agregó.

El exmandatario afirmó que el sistema de justicia está siendo usado como un arma en su contra.

Ni el FBI ni el Departamento de Justicia han comentado sobre la redada reportada. No está claro qué pudo haber provocado una orden de allanamiento.Trump es actualmente el foco de una investigación del Congreso sobre los disturbios del año pasado en el Capitolio de EE.UU.

Fuente: BBC

Share.