El 1 de enero del 2021, comenzará la fusión de las petroleras estatales Petroecuador y Petroamazonas con el objetivo de formar la empresa pública más grande del país.

Según declaraciones del ministro de Energía, René Ortíz, la empresa arrancará con más de 10.000 empleados. Asimismo, indicó que no habrá despidos de personal hasta el mes de marzo.  

Avanzó que una consultora «totalmente neutral» realizará una evaluación de las competencias de los empleados, durante el primer trimestre de 2021, para determinar el personal con el que finalmente se quedará la nueva empresa.

Si bien es cierto, el proceso de fusión de las petroleras ecuatorianas se inició el 24 de abril de 2019, sin embargo, va en el 96% de fusión, misma que debe terminar el 31 de diciembre de este año.

Se mantendrá el nombre de EP Petroecuador para la empresa producto de la fusión, puesto que el Decreto Ejecutivo 723, solo dispone fusión, no que se haga el cambio de denominación.

En dicho proceso de la nueva empresa se invirtió casi 900.000 dólares.

Share.