Este viernes 22 de enero del 2021, inició la fase piloto del proceso de vacunación contra el coronavirus en la ciudad de Cuenca, en los hospitales de Azuay y Cañar. Las autoridades del Ministerio de Salud señalaron que las dosis son para el personal de primera línea.

El médico internista Pablo Bolaños, de 43 años, que trabaja desde hace once en el hospital público Vicente Corral Moscoso, fue el primer beneficiario de la vacuna Pfizer contra el COVID-19.

Tal como ocurrió en el proceso de vacunación de ayer, el médico pasó media hora en una sala de monitoreo para evaluar si llega a existir alguna reacción al medicamento. Hasta el momento no se han registrado reacciones al medicamento.

Bolaños dijo sentirse bien, sin ninguna reacción y por eso en el menor tiempo posible volverá al hospital para atender a sus pacientes. Autoridades de Salud esperan terminar la vacunación del personal médico de Azuay, Cañar y Morona Santiago hasta finales de febrero.

Share.