Alrededor de 300 mujeres en Afganistán defendieron a los talibanes y rechazaron a la democracia. Cubiertas de pies a cabeza en color negro, las mujeres llegaron a la Facultad de Educación de la Universidad de Kabul, en Afganistán con pancartas, agitando la bandera talibán y escoltadas durante todo el trayecto por hombres armados.

“Las mujeres que protestan contra el Emirato Islámico no representan a Afganistán; son una minoría. Nosotras somos la mayoría. A las afganas no les gusta la democracia de la cultura occidental”, señaló una de las participantes a los medios de comunicación.

Aseguran que las mujeres estarán seguras ahora y apoyan con todas nuestras fuerzas al nuevo gobierno. Asimismo, critican que “el gobierno saliente abusaba de las mujeres, las contrataban solo por su belleza”.

Share.