La consulta popular nuevamente vuelve a ser una opción para el Gobierno Nacional para rediseñar su estrategia contra la inseguridad y la violencia que azota el país, donde se registran cifras inéditas de asesinatos y de droga capturada.

Esta vez la causa para que la Administración del presidente Guillermo Lasso repita el discurso de la consulta popular fue la explosión en el Cristo del Consuelo, en el suroeste de Guayaquil, que dejó cinco muertos, 17 heridos y ocho viviendas afectadas.

La detonación ocurrió la madrugada de este domingo 14 de agosto.

Varias horas después, en rueda de prensa, el ministro de Gobierno, Francisco Jiménez, afirmó que el atentado tiene «características terroristas» y que aparentemente se vincula a bandas del crimen organizado.

Y fue el mismo Jiménez quien expuso que el Gobierno incluirá preguntas sobre seguridad ciudadana en una consulta popular.

Fuente: Ecuavisa

Share.